Le damos la bienvenida a

Together es un nuevo recurso para personas afectadas por cáncer pediátrico, ya sean pacientes, padres, familiares y amigos.

Obtenga más información

Problemas de la columna vertebral

¿Qué problemas de la columna vertebral pueden presentarse en los sobrevivientes del cáncer infantil?

A veces, el tratamiento para el cáncer infantil puede producir curvaturas anormales en la columna vertebral.

La columna vertebral es el grupo de huesos unidos con músculos y ligamentos apilados en línea recta en el centro de la espalda.

Las dos afecciones distintivas de la columna vertebral que el tratamiento del cáncer infantil puede provocar se denominan escoliosis y cifosis.

Escoliosis

La escoliosis puede presentarse en muchos jóvenes, especialmente en adolescentes. Generalmente, se desconoce la causa. No obstante, determinados tratamientos contra el cáncer pueden aumentar el riesgo de provocar la afección.

Esto sucede cuando la columna vertebral se desvía hacia los laterales. Normalmente, la columna vertebral se encuentra en línea recta si se la observa desde la espalda. Con la escoliosis, la columna vertebral se curva como la letra "S" o "C". Los signos incluyen los siguientes:

  • Omóplatos asimétricos.
  • Cadera asimétrica.
  • Cintura asimétrica.
  • Inclinación de la espalda hacia un lado.
  • La cabeza no está centrada sobre la pelvis.
  • Una pierna que es más larga que la otra.
La imagen muestra una columna vertebral normal en comparación con una columna vertebral con escoliosis

Cifosis

La cifosis es una curvatura anormal de la parte superior de la espalda que tiene aspecto de encorvamiento o joroba en la espalda. Los síntomas incluyen los siguientes:

  • Mala postura
  • Dolor de espalda
  • Fatiga muscular
  • Rigidez en la espalda
La imagen muestra una columna vertebral normal en comparación con una columna vertebral con cifosis

Tratamientos contra el cáncer que pueden ocasionar problemas de la columna vertebral

Los pacientes que recibieron determinados tipos de radiación corren un riesgo mayor de sufrir un desarrollo desigual de los músculos, huesos y tejidos blandos de la espalda. Las terapias que pueden provocar problemas incluyen la radiación en el tórax, en especial si:

  • El área de tratamiento abarca la mitad del pecho o del abdomen.
  • También se realizó cirugía en el tórax, abdomen o columna vertebral.

La radiación también puede provocar que los ligamentos de la espalda se estiren, aumentando la curvatura natural de la columna vertebral. La radiación también puede provocar que los músculos y ligamentos de la espalda se desarrollen de forma desigual. Ambos problemas pueden provocar cifosis.

Tener un tumor de la columna vertebral, o cerca, también puede causar problemas en la columna vertebral.

¿Qué pueden hacer los sobrevivientes?

La escoliosis y la cifosis pueden detectarse con un examen físico.

Los médicos pueden solicitar una radiografía de la columna vertebral. Se diagnóstica escoliosis cuando se observa una curvatura lateral (de lado a lado) de al menos 10 grados con los rayos X. Se confirma la cifosis cuando se observa una curvatura de 50 grados o mayor con los rayos X.

Por lo general, el tratamiento para ambas afecciones se realiza en etapas:

  • Observación. La curvatura debe monitorearse de cerca, en particular durante la pubertad y otros periodos de crecimiento rápido.
  • Soporte. Si la curvatura progresa, se debe usar un soporte corporal plástico debajo de la ropa para detener el progreso e intentar corregir la curvatura anormal.
  • Cirugía. En los casos en los que la alineación no funcione, el médico puede recomendar una cirugía para fusionar o estabilizar los huesos de la columna vertebral. 


Revisado: Junio de 2018