Le damos la bienvenida a

Together es un nuevo recurso para personas afectadas por cáncer pediátrico, ya sean pacientes, padres, familiares y amigos.

Obtenga más información

Cubrir los gastos de bolsillo

Si bien el seguro médico pagará parte de muchos de los costos médicos, no los cubrirá a todos.

Es posible que las familias se enfrenten a nuevos gastos, como el transporte hacia el lugar donde se realiza el tratamiento y desde allí, la vivienda temporal y otras necesidades.

Los trabajadores sociales en el centro oncológico pueden defender a las familias y remitirlas a recursos que pueden ayudarlas con estos costos adicionales.

Una imagen de manos que sostienen una hoja de papel que dice Seguro Médico en la parte superior y una de las manos sostiene un lápiz.

Atención de caridad

La Ley de Cuidado de la Salud Asequible (Affordable Care Act, ACA) les exige a los hospitales sin fines de lucro brindar una cierta cantidad de atención con descuento o de forma gratuita a los pacientes necesitados. Todos los hospitales que ofrecen atención de caridad deben publicar un aviso en la sala de emergencia y las áreas de ingreso.

Los hospitales también deben brindar información a los pacientes cuando ingresan, se les da el alta y en todos los estados de cuenta. Incluso si una persona tiene seguro médico, la atención de caridad puede cubrir deducibles y copagos de costos elevados. Si un niño recibe atención en un hospital sin fines de lucro, solicite más detalles a un trabajador social o en una oficina de facturación del hospital.

Negociar un mejor precio

A veces, las personas pueden reducir sus facturas negociando con el personal de facturación del hospital. Sea firme. Si el miembro del personal no desea negociar, pídale educadamente hablar con un supervisor o el gerente comercial del proveedor. Si esta persona rechaza la solicitud, pregúntele quién toma las decisiones finales en la oficina. Pídale  hablar con esa persona amablemente.

Las formas de recibir una factura inferior o modificada incluyen las siguientes:

  • Efectuar el pago total de la factura
  • Consultar sobre un programa de asistencia para pagos
  • Acordar un plan de pago extendido
  • Pedirles a los proveedores fuera de la red que cobren un precio dentro de la red La red del seguro es un grupo de médicos, hospitales, farmacias y otros proveedores de la atención médica que contrata la compañía de seguro para brindar servicios.

Para reducir el monto que se paga por los medicamentos, pregunte si existe una versión genérica de estos. Si no hay un medicamento genérico disponible, analice con el proveedor si existe un medicamento de menor precio que pueda funcionar con la misma efectividad.

La mayoría de las compañías farmacéuticas cuentan con programas de asistencia que ayudan a pagar algunos o todos los costos para los pacientes necesitados. Busque la información de contacto del departamento de asistencia al paciente del fabricante. Llame para solicitar un descuento.

Programas de asistencia

Es posible que deba adquirir el seguro por medio del mercado estatal o federal, un servicio que ayuda a las personas a adquirir un seguro médico asequible e inscribirse en él. Los programas de asistencia pueden ayudar a reducir los costos de las primas que se pagan todos los meses a la compañía de seguro. Si una familia reúne los requisitos para recibir asistencia, los subsidios se aplicarán automáticamente a la prima del seguro.

Dentro del mercado estatal o federal, algunos planes de salud ofrecen reducciones de los costos compartidos. Estos planes reducen el monto que se paga cada vez que el participante recibe atención. Para cumplir con los requisitos para recibir estas reducciones, una familia debe inscribirse en planes específicos.

Programas de ahorro impositivo

Muchos empleadores ofrecen programas de ahorro antes de impuestos, como cuentas de gastos flexibles (Flexible Spending Accounts, FSA) para la atención médica con el fin de ayudar a solventar los costos médicos. Las cuentas antes de impuestos ahorran dinero mediante el uso de dólares antes de impuestos para pagar ciertos gastos médicos. Cuando el dinero proviene del sueldo antes de impuestos, el ingreso total gravado es menor, lo que disminuye los pagos impositivos totales.

  1. Una cuenta de ahorro para la salud (Health Savings Account, HSA) es una cuenta de ahorro disponible para los contribuyentes en los Estados Unidos que están inscritos en un plan de salud con deducibles altos (high-deductible health plan, HDHP). Los fondos que se aportan a una cuenta no están sujetos al impuesto sobre la renta federal al momento del depósito.

    Los fondos de una cuenta de ahorro para la salud (Health Savings Accounts, HSA) pueden utilizarse para pagar los gastos de la atención médica calificada, tales como los copagos y los deducibles. Los fondos de una cuenta de ahorro para la salud (Health Savings Accounts, HSA) no tienen vencimiento. Si el dinero no se gasta, se transfiere al año siguiente. Los dólares que se ahorran pueden invertirse en una cuenta que devenga intereses para utilizarlos en gastos médicos calificados.

  2. Las cuentas de gastos flexibles (Flexible Spending Accounts, FSA) son un beneficio de los empleados que les permite depositar dólares antes de impuestos en una cuenta para utilizarlos en gastos de bolsillo de la atención médica calificada. Dado que los empleados no pagan impuestos sobre el dinero, ahorran un monto igual a los impuestos que hubiesen pagado por el dinero en la cuenta. No todos los empleadores ofrecen el beneficio.

    El proceso comienza mediante el cálculo de los gastos de salud anuales de una familia. El empleado decide cuánto dinero ahorrar en su cuenta de gastos flexibles (Flexible Spending Accounts, FSA) hasta el límite anual de esa cuenta del empleador. El dinero se descuenta de forma regular de cada salario. Se puede acceder al dinero mediante una tarjeta de débito o al completar un informe de gastos.

Gastos de vivienda y comida

La atención oncológica puede exigir mudarse lejos del hogar para estar más cerca del centro de tratamiento. Las opciones de alojamiento variarán de acuerdo con la ciudad donde se realice el tratamiento. El personal de trabajo social en el hospital puede ayudar a encontrar un alojamiento que esté cerca del centro de tratamiento.

Algunos hospitales ofrecen opciones de vivienda a corto plazo para las familias en el centro. Las disposiciones dependen generalmente de la duración de la estadía, las necesidades médicas y la disponibilidad. Algunos centros ofrecen asistencia para las comidas mediante tarjetas de regalo que se pueden usar en las cafeterías del hospital, las tiendas de comestibles y otros sitios autorizados.

Debido a que cada centro de tratamiento es diferente, comuníquese con el trabajador social del centro para hacerle preguntas relacionadas con las necesidades de vivienda y las comidas.

Los recursos de viviendas adicionales incluyen los siguientes:

  • Ronald McDonald House Charities: en el caso de familias con hijos enfermos de gravedad, estas organizaciones benéficas ofrecen opciones de alojamiento gratuito o con descuento en hospitales cercanos.
  • Healthcare Hospitality Network: esta vivienda colectiva reúne a más de 200 organizaciones sin fines de lucro para las familias que reciben tratamiento médico lejos de su hogar.
  • Joe's House: este servicio en línea ayuda a los pacientes con cáncer y sus familias a identificar opciones de vivienda cercanas a los centros de tratamiento.

Los hoteles que se encuentran cerca de los centros médicos pueden ofrecer descuentos a los pacientes. Averigüe cuando haga las reservaciones.

Costos de traslado

Los costos de traslado pueden acumularse rápidamente. La gasolina, el estacionamiento y el tiempo que se pierde fuera del trabajo puede generar una carga financiera para las familias.

Los recursos de traslado aéreo incluyen los siguientes:

  • Air Care Alliance: esta organización ofrece una lista de servicios de transporte gratuito que brindan más de 60 pilotos voluntarios y grupos de aviación a beneficencia.
  • Air Charity Network: esta red ofrece acceso a transporte aéreo gratuito para las personas que viajan a centros de atención médica especializada.
  • Along Comes Hope®: este grupo ofrece asistencia financiera a las familias que van al centro de tratamiento o vuelven de allí; esto incluye la tarifa aérea, el alojamiento y la gasolina.
  • Angel Airline Samaritans: esta organización negocia pasajes gratuitos o con una tarifa reducida de aerolíneas comerciales para los pacientes necesitados y sus familias.
  • Corporate Angel Network: esta red conecta asientos vacíos de aviones privados y jets corporativos para transportar a pacientes con cáncer al hospital de forma gratuita.
  • LifeLine Pilots: este grupo dona tiempo y gastos de vuelos a las personas que necesitan transporte gratuito para tratamientos, diagnósticos y atención de seguimiento continuos.
  • Mercy Medical Angels: esta organización traslada en avión a los pacientes, ya sea de forma gratuita o con descuentos importantes, para que reciban tratamiento.
  • PALS (Patient AirLift Services): este servicio organiza transportes aéreos gratuitos en el noreste para personas con enfermedades crónicas.

Los programas de asistencia para traslados locales incluyen los siguientes:

  • Mercy Medical Angels: este grupo brinda asistencia para traslados locales y terrestres de larga distancia, que incluye tarjetas para cargar gasolina, pasajes de autobús y Amtrak, ya sea de forma gratuita o con descuentos importantes.
  • Road to Recovery: esta organización ofrece transporte para pacientes con cáncer.

Algunos hospitales se asocian con compañías de taxis o transportes compartidos como Uber y Lyft para facilitar el transporte hacia el centro de tratamiento y desde allí. Consúltele al trabajador social del hospital si existe alguna sociedad en su área. Puede haber una solución de trasporte comunitario como ChemoCars, con sede en Charlotte, Carolina del Norte.

Asistencia de organizaciones religiosas y de servicios

Existe una gran cantidad de organizaciones que ayudan a las familias que lidian con la carga financiera del cáncer pediátrico.

Las organizaciones de servicios nacionales incluyen las siguientes:

  • Cancer Financial Assistance Coalition: esta coalición ofrece una base de datos de búsqueda de organizaciones nacionales que brindan asistencia financiera a las familias y los pacientes.
  • CancerCare®: esta organización ofrece servicios e información de apoyo gratuitos y profesionales para ayudar a las personas a administrar los desafíos prácticos y financieros del cáncer. Brinda asistencia financiera limitada.
  • HealthWell Foundation: esta fundación ayuda a los pacientes y las familias a abordar los costos de los copagos de medicamentos con receta, las primas del seguro médico, los deducibles y el costo del coseguro, el tratamiento y los traslados.
  • Leukemia & Lymphoma Society: esta organización ayuda a los pacientes con necesidades financieras significativas a los que se les ha diagnosticado un cáncer en la sangre.
  • National Foundation for Transplants: esta fundación ofrece asesores de recaudación de fondos capacitados para ayudar con los gastos de los trasplantes.

Algunas organizaciones locales ofrecen subsidios para ayudar a cubrir el costo del tratamiento y otros gastos. Otras se centran en la asistencia para servicios y productos específicos, como los traslados o los medicamentos. Las organizaciones con las que se puede comunicar incluyen Catholic Charities, Jewish Social Services, Lions Club, Lutheran Social Services y Salvation Army.

Otros recursos locales para tener en cuenta incluyen los siguientes:

  • El Departamento de Servicios Sociales en su ciudad o condado puede brindar ayuda con los servicios, como la comida, la vivienda y, en algunos casos, la asistencia financiera directa. Consulte en línea para obtener información de contacto.
  • Los grupos religiosos y basados en la comunidad, como los refugios, las iglesias, las sinagogas y las mezquitas, también pueden brindar asistencia.


Together
no avala ningún producto de marca mencionado en este artículo.


Revisado: Junio de 2018