Le damos la bienvenida a

Together es un nuevo recurso para personas afectadas por cáncer pediátrico, ya sean pacientes, padres, familiares y amigos.

Obtenga más información

Insuficiencia suprarrenal secundaria

Algunos tratamientos para el cáncer infantil pueden ocasionar problemas con las hormonas del cuerpo.

Las hormonas llevan mensajes químicos del cerebro a los órganos internos.

El sistema endocrino

El sistema endocrino corporal produce hormonas. Estas controlan la mayoría de las funciones del organismo, como el crecimiento, la pubertad, el nivel de energía, la producción de orina y la respuesta al estrés.

El sistema endocrino es un grupo de glándulas ubicadas en todo el cuerpo. La hipófisis, ubicada en el cerebro, a veces recibe el nombre de “glándula maestra” porque controla otras glándulas como la tiroides, las suprarrenales, los ovarios (en mujeres) y los testes (en hombres).  

Un gráfico que muestra la ubicación de la hipófisis en el cerebro. Las partes etiquetadas de la hipófisis son el quiasma óptico, la parte tuberal, el lóbulo anterior, el lóbulo posterior, el tallo, la eminencia media y el hipotálamo.

La hipófisis a veces recibe el nombre de “glándula maestra” porque controla otras glándulas como la tiroides, las suprarrenales, los ovarios y los testes.

¿Qué problemas pueden ocurrir?

Un problema hormonal es la insuficiencia suprarrenal secundaria.

La hipófisis produce una hormona llamada corticotropina (adrenocorticotropic hormone, ACTH). Esta le indica a la glándula suprarrenal que produzca una hormona llamada cortisol. Si la hipófisis no produce corticotropina (adrenocorticotropic hormone, ACTH), el organismo no produce cortisol.

El cortisol mantiene el nivel de azúcar en sangre dentro de valores normales y ayuda al cuerpo a lidiar con el estrés físico como la fiebre, las enfermedades y las lesiones graves.

Tratamientos y afecciones que pueden ocasionar insuficiencia suprarrenal secundaria.

  • Radiación en el cerebro, especialmente en dosis altas
  • Extirpación quirúrgica de la hipófisis
  • Tumores cerca de la hipófisis, incluso sin cirugía

Signos y síntomas

En condiciones normales, es posible que no haya síntomas. Si se presentan, en la mayoría de los casos son leves:

  • Fatiga
  • Debilidad
  • Apetito escaso
  • Mareos

El estrés como la fiebre, las infecciones o las lesiones puede ocasionar síntomas más graves:

  • Vómitos
  • Diarrea
  • Hipoglucemia
  • Deshidratación

¿Qué pueden hacer los sobrevivientes?

Pruebas de detección

Los sobrevivientes que recibieron radiación en el área central del cerebro deben realizarse una medición anual del nivel matutino de cortisol en sangre para detectar una posible insuficiencia suprarrenal secundaria. Los sobrevivientes que experimenten síntomas de insuficiencia suprarrenal secundaria, como fatiga constante y agravada y enfermedades frecuentes sin razón aparente, deben hablar de los síntomas con sus proveedores de atención médica. Es posible que consideren realizar una prueba de laboratorio o derivar al paciente a un endocrinólogo.

Tratamiento contra la insuficiencia suprarrenal secundaria

El tratamiento es la hidrocortisona. Es un medicamento de toma diaria por vía oral.

En algunos casos, como en casos de enfermedad o cirugía, los pacientes pueden recibir una dosis mayor mediante una inyección.

Los pacientes con insuficiencia suprarrenal secundaria deben llevar un brazalete de alerta médica. Durante una emergencia, este avisará al personal de atención médica de la afección.


Revisado: Junio de 2018